Rendimiento de Combustible archivos - Ubícalo®

¿Qué es el odómetro y cómo se relaciona con el robo de combustible?

Conocido coloquialmente como “cuentakilómetros”, un odómetro es un instrumento de medición que está presente en todos los vehículos, y que, aunque no lo creas, puede ser alterado con el fin de robar combustible. ¿Sabías esto?

Si quieres aprender qué es un odómetro, qué tipos existen, cuál es su relación con el robo de combustible y cómo prevenirlo, acompáñanos hasta el final de este artículo. ¡Empecemos!

¿Qué es un odómetro?

Un odómetro es un dispositivo que sirve para medir la distancia recorrida de un vehículo, registrada a través de una unidad de longitud, que suele ser el kilómetro o la milla.

Está ubicado en el tablero, integrado con el velocímetro, y su uso se ha generalizado gracias a la necesidad de calcular la duración de los viajes y medir el rendimiento del combustible, especialmente en flotas de transporte.

Estos son lo tipos de odómetros que existen

A través de los años, los automóviles han experimentado un continuo desarrollo en lo que a diseño y tecnología se refiere. Sin embargo, el funcionamiento del odómetro no ha variado de forma significativa.

Veamos, a continuación, los dos tipos de odómetros que existen para hacer seguimiento a la distancia recorrida por un vehículo:

1. Odómetro mecánico

El odómetro mecánico funciona con un pequeño engranaje que gira cuando el automóvil está en movimiento, y un cable de transmisión lleva este movimiento a un conjunto de engranajes que están enlazados con dígitos intercambiables.

2. Odómetro eléctrico

Al igual que el mecánico, el odómetro eléctrico está basado en un engranaje especial para registrar la distancia recorrida. Sin embargo, se vale de la electrónica del vehículo para lograr una medición más precisa.

En este caso, cuenta con un sensor magnético que registra el número de vueltas de marcha en la transmisión. Luego, la computadora se encarga de recibir esta información e interpretarla.

¿Cómo se relaciona con el robo de combustible?

Sin importar si es un motor a diésel o a gasolina, el odómetro puede ser alterado con la ayuda de dispositivos que se conectan a la unidad de control del motor (ECM), con el fin de crear horas ficticias y/o extraer el combustible del vehículo.

El robo de combustible puede causar grandes pérdidas económicas a las empresas de transporte, al ser el principal recurso que permite el funcionamiento de la flota, por lo que es necesario estar al tanto de los indicadores que ayudan a medir su rendimiento.

¿Cómo prevenir esta situación?

Prevenir el robo de combustible no es una tarea difícil si se siguen algunos consejos básicos. Por ejemplo, capacitar a tus conductores para que operen correctamente los vehículos de la flota influirá no solo en el ahorro de combustible, sino en la vida útil del vehículo.

Adicionalmente, el estudio y selección de las rutas más idóneas, así como su seguimiento a través de sistemas de posicionamiento global (GPS), es una de las mejores opciones para optimizar el rendimiento de combustible.

¡Así llegamos al final!

Ahora que sabes el papel que juega el odómetro en el robo de combustible, querrás prevenir esta situación. Para ello, te recomendamos leer nuestro artículo: ¿Cómo saber si están robando combustible de tus camiones?

¿Qué son los huachicoleros y cómo operan?

Si tienes algún tiempo gestionando una empresa de autotransporte en México, es muy probable que hayas escuchado del impacto de los huachicoleros, sobre todo, en las carreteras del país.

De acuerdo con varios medios de comunicación e investigación, estos individuos sustraen al Estado más de 1,000 millones de dólares al año. Además de todos los problemas que provocan e impactan a empresas, pobladores e instituciones gubernamentales.

Por ello, es preciso que conozcas a profundidad quiénes son, cómo se originaron y cuál es su modo de operación. ¡En este artículo te contamos todo sobre el tema!

¿Estás listo? ¡Lee hasta el final!

¿Qué son los huachicoleros?

La palabra «huachicol» viene del latín «aquati» que significa «aguado». Desde sus inicios hacía referencia a una técnica del XVI de pintura, que se transformó al francés «gouache».

Posteriormente, el término pronunciado como «guach», llegó a México durante el siglo XIX para ser atribuido a los vendedores de alcohol que diluían el tequila para generar más ganancias, o mejor conocidos como «guachicoleros».

En tiempos recientes, el Colegio de México define a un huachicolero como un individuo que se dedica a extraer ilícitamente combustible de los oleoductos para su distribución o venta sin autorización.

Los huachicoleros son relevantes para la comunidad en general y, sobre todo, para las empresas de autotransporte , ya que representan una amenaza para la seguridad y estabilidad del mercado automotriz y logístico de México desde hace muchos años.

¿Por qué roban gasolina?

Ya quedó claro que los huachicoleros son aquellos individuos u organizaciones, que de manera ilegal extraen el combustible distribuido por los diferentes ductos que recorren gran parte del territorio mexicano.

La gran pregunta es: ¿por qué deciden realizar estas actividades?

Pues, como cualquier otra consecuencia del crimen organizado es el resultado de múltiples condiciones y eventos, que han desencadenado una nueva «alternativa» que muchos escogen para generar ingresos.

En principio, se puede teorizar que a raíz de los altos precios de la gasolina en México, muchos individuos han visto en esta actividad una forma de entrar en el mercado negro del combustible y proporcionar gasolina a personas por un menor precio.

Otra razón, podría ser debido al desmantelamiento de grupos criminales dedicados al narcotráfico en el país, que dejó «desatendido» esta área y, como es de esperarse, se dedicaron otras actividades ilícitas como esta con el paso del tiempo.

Si a todo esto le sumamos, que el precio del petróleo a nivel mundial ha ido en incremento, el ordeño de gasolina se ha convertido en un negocio muy lucrativo.

Sin embargo, esta práctica ha ocasionado múltiples accidentes a través de los años, que han puesto en riesgo a comunidades enteras, a causa de las perforaciones rústicas y la explosividad que tiene esta sustancia.

¿Cómo operan los huachicoleros?

Para describir lo que se sabe de las actividades de los huachicoleros, es preciso entender que estos grupos operan sin ningunas restricciones o términos morales.

Actualmente se usan tres modalidades de robo de combustible:

  1. La primera se basa en realizar tomas clandestinas que son custodiadas por «halcones». Estos vigilantes en su mayoría son menores de edad.
  2. Redes paralelas que se han construido a partir de las instalaciones oficiales y que proporcionan una distribución constante de combustible. Lo que requiere de trabajo profesional calificado, lo que evidencia la corrupción en el giro.
  3. Tomas calientes o perforaciones rústicas e improvisadas con el fin de obtener hidrocarburos rápidamente sin ser detectado por las autoridades.

Consecuencias de esta práctica

Si nos vamos a los datos, el negocio de los huachicoleros se ha convertido en uno de las actividades criminales más atractivas, junto con el narcotráfico, el tráfico de armas y la trata de blancas, afectando a 25 estados del país.

La empresa estatal Pemex en 2017 identificó más de 5 mil tomas clandestinas, concentradas especialmente en 10 estados, donde Guanajuato y Puebla figuran como las más afectadas.

Más allá de todo esto, los huachicoleros ahora mismo representan un gran inconveniente para la salud financiera de las empresas, así como para el planeta.

A continuación, algunas de las consecuencias que esta práctica ha generado en la sociedad, la economía y el medio ambiente.

Golpe al ambiente

Expertos en ámbitos de salud pública e impacto ambiental, como el jefe del laboratorio del Cambio Climático y Ordenamiento Territorial en la Universidad Iberoamericana de Puebla, indican que el derramamiento de combustibles producto de esta práctica, es capaz de generar daños irreversibles a la calidad del suelo.

Sobre todo en el Triángulo Rojo —que comprende los municipios de Acajete, Acatzingo, Palmar de Bravo, Quecholac y Tepeaca—, que comprende una gran zona agrícola, en la que puede afectar suelos, cultivos y, por consecuencia, la calidad de los alimentos que ahí se generan.

Crecimiento de la criminalidad

A pesar de ser considerado un crimen federal, las cifras solo han ido en aumento y provocado la generación de otras clases de delitos como la disputa territorial de organizaciones criminales.

Además, el combustible extraído por el Cártel del Golfo —responsables del 90% de las tomas en Tamaulipas— ha podido ser rastreado a países como Estados Unidos, e incluso en Sudamérica.

Pérdidas millonarias

Para 2019, PEMEX experimentó pérdidas económicas que se aproximan a los MX $1,3 mil millones de pesos. Siendo esta la cifra más alta registrada por esta actividad criminal, además de un alza en las tomas ilegales de 5,5% por año.

Aprende a evitar el robo de combustible

Si quieres que tu empresa esté lejos de ser perjudicada por estas prácticas criminales y proteger a tu compañía, la medición del rendimiento de combustible a través de dispositivos y tecnologías es la mejor opción para garantizar la rentabilidad y operatividad de tu negocio.

A través de la incorporación de herramientas tecnológicas podrás identificar ordeños de combustible, cargas irreales, extracción de diésel e incluso daños al motor de tus unidades sin importar donde se encuentren.

¡Es todo!

Si has llegado hasta aquí ya conoces los datos más importantes sobre los huachicoleros en México y la amenaza que representan para las empresas e instituciones del país.

Si quieres seguir aprendiendo sobre el negocio del robo de combustible en nuestro territorio, ¡te invitamos a leer nuestro artículo sobre Huachicol en México el negocio de robo de conbustible!

Huachicol: ¿por qué es un problema para México?

El robo de combustible o huachicol es uno de los más grandes problemas de seguridad que enfrenta México.

En el año 2018, el presidente López Obrador anunció una serie de medidas tanto dentro como fuera de Petróleos Mexicanos (PEMEX), aduciendo que dicha práctica ha generado pérdidas que ascienden a los 60,000 millones de pesos anuales (unos USD 3,000 millones). Sin embargo, dichas medidas han causado gran polémica, largas colas para abastecimiento de combustible, aumento en los costos de servicios de transporte y grandes pérdidas en el sector empresarial.

Debido a su importancia para las compañías y trabajadores de todo México, en el siguiente post definiremos que es el huachicol y por qué es un problema para el país. Si quieres saber más ¡sigue leyendo!

¿Qué es el huachicol?

Es la denominación popular que se la ha dado al robo de combustible como práctica en México. Se trata de un negocio ilegal en el que se encuentran involucrados empresarios, trabajadores estatales e incluso carteles del narcotráfico.

Por lo general, el huachicoleo se ejerce en las zonas rurales y despoblados, donde es habitual encontrar ventas clandestinas de combustible.

El estado de Puebla es la capital de esta práctica en México, incluso declarado así por las autoridades como el estado con mayor número de tomas clandestinas, en total unas: 1,636.

Repercusiones del robo de combustible en México

Como ya hemos dicho, el huachilcoleo o robo de combustible en México, ha traído terribles consecuencias tanto al sector público como al sector privado.

Esta actividad ha permeado todas las esferas de la sociedad, pues las autoridades advierten que incluso dentro de Petróleos Mexicanos (PEMEX), existen funcionarios que le pasan información a las redes de robo de combustible para garantizar el éxito de sus operaciones.

Para PEMEX, las pérdidas han sido mil millonarias en las últimas décadas. La misma estatal petrolera informó que han perdido hasta 20,000 millones de pesos (USD 1.100 millones) al año.

Cárteles de Drogas

Incluso los cárteles de drogas participan del huachicoleo, pues como aduce Martín Barrón, investigador del Instituto Nacional de Ciencias Penales (Inacipe), estas no solo se lucran directamente con la venta de combustible de forma ilegal, además necesitan grandes cantidades de este líquido para el posterior procesamiento de distintos tipos de drogas.

Corrupción

Según alertan los expertos, los ductos no transportan gasolina perennemente, también se transporta otro tipo de líquidos, aun así, las mafias del combustible conocen el momento exacto que se transporta gasolina para proceder a extraerla. Esto confirma que existen funcionarios dentro de la estatal petrolera que les proveen de dicha información.

Seguridad

La mayor parte del combustible es extraído a través de tomas clandestinas, pero en menor medida son también tomados a la fuerza o con participación de los operadores de los camiones cisternas, generando situaciones de riesgo.

En algunas regiones en donde los carteles de droga tienen fuerte presencia, los empresarios son obligados a comercializar con combustible ilegal, inclusive en algunas estaciones de servicios, donde pasa desapercibida al momento de cargar gasolina.

Así, las unidades de transporte pueden verse afectadas en su funcionalidad, ya que este tipo de combustibles muchas veces son adulterados. Al ser cargados en los vehículos terminan afectando el desempeño de los mismos, generando incluso un desgaste acelerado de sus motores.

Conclusión

El robo de combustible o huachicoleo como se le ha llamado, ha generado una fuerte respuesta por parte de las autoridades mexicanas, que hacen un esfuerzo por detenerla, trayendo como consecuencia un clima de inseguridad y ocasionando grandes pérdidas al sector privado.

Con un sistema eficiente de monitoreo, además de ahorrar combustible, podrás evitar la ordeña de las unidades que componen tu flota de transporte, algo muy deseable para una organización en México. Independientemente de en qué región, opere tu flotilla, deben ser tomadas medidas preventivas que eviten perdidas mayores.

Si quieres saber más de como el combustible adulterado afecta los motores de los vehículos de tu flota, te invitamos a que leas nuestro post: ¿Qué hacer si tu operador coloca combustible con basura en un motor?

5 razones para no usar huachicol

Mucha gente piensa que usar huachicol puede ayudarles a ahorrar dinero o a hacer rendir mejor el combustible, sin embargo, esto no puede estar más lejos de la realidad. Al utilizar huachicol se comete un error gravísimo, ya que afecta el funcionamiento de los motores de los automóviles, además de impactar fuertemente la economía de empresas y negocios.

¿Quieres saber por qué? ¡En este artículo te contamos todo al respecto!

¿Qué es huachicol?

El término huachicol proviene de la adulteración de bebidas alcohólicas, como el whisky o el brandy, mediante el uso de alcohol de caña, con el fin de estafar tanto a clientes como a los dueños de los bares.

Desde su origen el huachicol estuvo ligado a hechos delictivos y, en nuestros tiempos, se lo asocia con la adulteración ilegal de combustibles como la gasolina, el diésel y el gas LP, estafando a las empresas de autotransporte, a los clientes y afectando a los camiones de transporte de carga terrestre.

¿Quieres saber cuáles son las principales repercusiones de su uso? ¡Veámoslo a continuación!

5 razones para no usar huachicol

El huachicol en México es el negocio de robo de combustible que surge en el llamado “triángulo rojo”, una zona de Puebla donde se concentra la mayor parte de esta actividad delictiva que, lamentablemente, involucra tanto a los consumidores como a las autoridades. Por eso, veamos a continuación 5 razones para no usar huachicol.

1. Calidad

La adulteración es una actividad ilícita que tiene como propósito principal engañar y sacar un provecho económico mediante su venta.

A través de su uso, y por contener productos contaminados que no corresponden a la gasolina, no solo se verá afectado el rendimiento del combustible, sino que, además traerá consigo serios daños en el funcionamiento de los vehículos en el corto y el largo plazo.

Al principio deteriora los componentes de encendido, arranque, inyección y compresión, y luego ocasionará graves daños en el motor, las válvulas, los pistones y el árbol de leva, lo cual implicará un costo mucho mayor cuando necesites repararlos.

2. Cuidado del medio ambiente

Otra de las razones importantes para no usar huachicol está vinculada al impacto que genera en el medio ambiente.

La adulteración de combustible implica la utilización de productos contaminados y sucios, los cuales afectan directamente a la tierra. Además, a través de las fugas o derrames, pueden provocar incendios y explosiones y, emitir gases que perjudican la salud de las personas.

3. Economía

El uso de huachicol perjudica al mercado y a la economía de todo el país. Se estima que entre 2009 y 2016 las pérdidas económicas rondaron los 160 mil millones de pesos, lo cual afecta directamente a toda la sociedad.

Además, con lo poco que se ahorra con la compra de huachicol, se financian las actividades delictivas de las organizaciones criminales.

4. Costo social

Las organizaciones criminales que están detrás de este hecho ilícito, utilizan a niños en situación de pobreza para que vigilen y así, llevar a cabo su propósito.

Al igual que en el narcotráfico, el argumento para convencer a los niños, en primera instancia tiene que ver con el dinero ofrecido, ya que podrán ayudar a sus familias o podrán salir definitivamente de su condición social. Además, estos niños apodados “halcones”, en caso de ser detenidos por las autoridades, podrán ser liberados en el corto plazo debido a su edad.

5. Castigo

Quienes cometan ilícitos relacionados con la compra-venta o participación en la elaboración de huachicol, deberán cumplir penas de hasta 25 años de cárcel. A su vez, las autoridades nacionales pusieron a disposición un número telefónico gratuito para realizar denuncias anónimas para combatir con los criminales de este delito.

Experiencias negativas por el uso de huachicol

El uso de huachicol no solo afecta quienes participan en la extracción del combustible, sino también a quienes compran y utilizan este producto en sus vehículos, así como a las empresas que, sin saberlo, cargan sus flotillas con este combustible. ¡Veamos algunos casos muy comunes en México!

Asaltos

Durante la medianoche de un jueves, José, el chofer de un camión que transportaba electrodomésticos, se detuvo para cargar diésel en una cachimba, ya que en estos lugares puede costar hasta un 50% menos que en una estación de servicio. Sin embargo, mientras cargaba combustible robado, era observado por Rafael.

Al retomar la ruta, José fue interceptado y despojado de su unidad por una banda de criminales que ya conocían su ubicación, el modelo del camión, el destino y la marca de electrodomésticos que transportaba. Un hecho que no es novedoso, ya que en México se roban 36 camiones cada 24 horas.

Grandes pérdidas económicas

El propósito de José era quedarse con una parte del dinero por cargar huachicol, pero en cambio, se quedó sin trabajo por un tiempo, y el dueño del vehículo tuvo que esperar para recuperar la unidad y la carga. Además, este perdió cientos de miles de pesos por no entregar la mercancía.

El dueño tuvo que pagar miles de pesos del deducible, buscar nuevos clientes que confiaran en su empresa, pagar el sueldo de un operador que no trabaja y perder tiempo en levantar una denuncia. Seguramente en un futuro cercano invertirá en un sistema de rastreo para evitar robos de combustible y así monitorear a sus camiones.

Participación en otros ilícitos

Carlos es un joven que llevaba poco tiempo siendo “halcón” o vigilante. Decidió ayudar a vender diésel robado, adulterándolo con aceite quemado e incluso aceite vegetal para hacerlo rendir. Al poco tiempo, Juan, un miembro de un cartel del crimen organizado le pidió que vigilara a todos los vehículos que pasara por la cachimba. Si no aceptaba, las consecuencias iban a ser graves.

Con el tiempo, Juan empezó a dedicarse al robo de transportes de mercancías y secuestro de «hombres camión». Sin saberlo, José, que compró el diésel robado, y Carlos, que vigilaba el robo, formaron parte también de estos ilícitos.

 Conclusión

Como ves, la compra de huachicol no solo tiene consecuencias económicas directas, también incentiva y financia otras actividades ilícitas como robos y secuestros, que al mismo tiempo pueden afectar a tu empresa, los operadores y la sociedad en general.

¿Te sirvieron estas 5 razones para saber por qué no debes usar huachicol? Si te interesa ahorrar sin ponerte en peligro, te invitamos a leer nuestro artículo: ¿Cómo ahorrar sin perjudicar la seguridad de tu flota?

Tanque de diésel de autoconsumo: ¿Conviene tenerlo?

El éxito de toda empresa radica en incrementar la productividad mediante el uso eficiente de los recursos. Si echamos un vistazo a los costos operativos del transporte, sin duda uno de los que más destaca es el consumo de diésel, estimándose en un 35%.

Y, por si fuera poco, existen factores que pueden incrementar este porcentaje aún más, tales como el tiempo destinado al despacho del combustible, la calidad del mismo, la fluctuación de los precios y el cobro de una cantidad mayor a la adquirida.

Asimismo, otro factor a considerar es la circulación por carreteras libres, que por lo general se encuentran en mal estado e implican trayectos más largos y mayor cantidad de horas de viaje, a diferencia de las carreteras de cuota.

Es por ello que el autoconsumo juega ahora un gran papel en la operación de las empresas de autotransporte. ¿Quieres saber por qué? ¡Presta atención!

¿Qué es un tanque de diésel de autoconsumo y cuáles son sus ventajas?

Consiste en tener un tanque de diésel dentro del recinto, en el cual los operadores cargan el combustible que sus camiones necesitan para trabajar, aumentando la eficiencia en la administración de la flota. Esto permite ejercer un mayor control en la cantidad de litros utilizados y garantizar la calidad del carburante.

Además, una de las principales ventajas, consiste en la eliminación de los intermediarios y la posibilidad de obtener precios más competitivos, así como el tiempo ahorrado en el desvío de las unidades de transporte a las estaciones de servicio.

Un factor negativo a considerar a la hora de tener un tanque de diésel es el corto plazo dado por los proveedores para el pago del combustible, incluso teniendo que ser de contado en algunas ocasiones. Sin embargo, es posible ajustar la cantidad a adquirir según las necesidades de la empresa.

Dado que el autoconsumo es una práctica bastante común hoy en día, es bueno saber que existen empresas que se especializan en este tema y están capacitadas para brindar la asesoría necesaria para su puesta en marcha, lo cual facilita mucho el proceso. ¡Sigue leyendo!

¿Cuáles son los pasos a seguir para tener una estación de autoconsumo?

Lo más importante es saber que el tamaño de la empresa no es un factor determinante para ello, así que en principio lo que se necesita tener es disposición.

  1. La compañía seleccionada para realizar este trabajo realizará una visita a la empresa para conocer más sobre sus necesidades de consumo, establecer el tamaño ideal del tanque de diésel y hacer un análisis del espacio para garantizar el libre tránsito.
  2. Lo siguiente es obtener una licencia de operación, para lo cual, una vez definido el espacio, se debe establecer un plano con el diseño, construcción y mantenimiento de la estructura, así como cumplir con todas las normas de seguridad para la prevención de riesgos, para luego presentarlo ante las autoridades competentes.
  3. Finalmente, la compañía se encarga de la construcción y proporciona la bomba, cuenta litros y sistema de gestión bajo la modalidad de comodato, mientras que el cliente proporciona los materiales necesarios para la edificación.

¡Eso es todo! Ahora ya conoces qué es un tanque de diésel de autoconsumo y por qué es conveniente contar con uno.

¿Te interesó este artículo? Si quieres seguir aprendiendo sobre cómo incrementar la productividad de tu empresa de transporte te invitamos a descargar nuestro ebook «La guía completa para optimizar tu empresa de autotransporte«

Tanque de autoconsumo de diésel: 5 ventajas

Un tanque de autoconsumo de diésel, es básicamente un tanque de acero protegido contra incendios y que fue diseñado para instalarse en una empresa de autotransportes para la carga de combustible diésel. Permite controlar, operar y despachar el combustible en sus propias instalaciones.

Es por esto que si estás a cargo de una empresa de autotransportes, contar con un tanque de este tipo es una manera de colaborar con el mantenimiento de los vehículos.

Además, tener un tanque de autoconsumo trae consigo varias ventajas para tu flotilla que merecen destacarse. ¿Quieres conocerlas? ¡Descubre cuáles son leyendo este contenido hasta el final!

1. Mayor control

Al contar con una estación de autoconsumo de diésel dentro de tu compañía podrás garantizar la calidad del mismo y cargar la cantidad necesaria para cada vehículo. De esta manera, se evitarán robos o estafas.

Ahora bien, para cerciorarse de la c